Este blog está discontinuado

Hola. Este blog ya no se actualiza. Pero me pareció bien que todo este material siguiera estando ahí. Por si alguna vez alguien quiere leerlo, y por contribuir a la basura informática.
Puedes ver y leer lo que hago y escribo ahora en instagram,
en facebook, en twitter...

27.7.10

Diseño recortado, de Chema Faerna

Otra voz más, la enésima, se une a denunciar el desmantelamiento del Ddi, que parece que ya es un hecho. Esta vez es la de Chema Faerna a través de Diseño Interior.
"Suele repetirse que las crisis tienen la virtud de poner algunas cosas en su sitio. Esta ya ha puesto de relieve cuál es el verdadero valor del diseño para las instituciones: el de un espejismo prescindible, un barniz, un lacito. Por lo menos ya sabemos qué terreno pisamos". No se puede decir más claro.
Lo curioso es que todo se desarrolla a golpe de rumor. La absorción o lo que sea por parte de ENISA es un misterio. En la web de esta empresa ni siquiera apareció la noticia cuando se produjo –sospechoso– y sigue sin aparecer, tres meses después, ni una alusión a su nueva incorporación. Tampoco en la del Ddi hay nada más allá de la nota que publicaron entonces, apenas cien palabras.
Los rumores son eso, rumores, pero la ausencia de información los hace grandes, e incluso están provocando reacciones, y eso es peligroso.
Si algo le adeudamos al Ddi, y no digo que sea así, sería sólo el trabajo que han hecho un grupo de personas allí, torciendo lo que han podido la estrategia para que al diseño le cayera algo. Desgraciadamente, todo apunta a que esas personas van a ser lo que ahora se llama daños colaterales. ¿Realmente el modelo que se ha seguido es el que esta profesión quiere y necesita? Desde luego que no. Y esto es una consecuencia. Porque de lo que podemos estar seguros es que en la toma de la decisión –la que se tome o acaso se haya tomado ya– ni por asomo va a estar encima de la mesa nuestra profesión. Hay que optimizar, y dejar de promocionar el diseño en las empresas para convertir esos recursos en financiación pura y dura (que es lo que va a pasar). Es, desde su punto de vista, lo que hay que hacer tal como están las cosas. Es decir, nosotros también seríamos un daño colateral. Otra cosa es que no va a tener apenas incidencia, porque hace mucho tiempo que el diseño dejó de ser la prioridad.
Álvaro Sobrino. Diseñador gráfico, periodista y editor.
Mantiene una columna en la revista VISUAL, con el nombre de Crónicas de Pseudonimma, donde recoge opiniones de otros y las suyas propias acerca de la actualidad del diseño español.