Este blog está discontinuado

Hola. Este blog ya no se actualiza. Pero me pareció bien que todo este material siguiera estando ahí. Por si alguna vez alguien quiere leerlo, y por contribuir a la basura informática.
Puedes ver y leer lo que hago y escribo ahora en instagram,
en facebook, en twitter...

23.10.12

Economía para zotes XV. El libro y la campaña de navidad

Oigo a mis amigos editores lamentarse mucho. Tienen sus razones: el IVA del libro electrónico que lo condena a ser producto de lujo, la piratería, las enormes devoluciones de las librerías... pero no tienen toda la razón. Eso son los árboles y el problema es más grave, se llama bosque y lo vamos a sufrir con crudeza en la campaña de navidad.

Uno de cada cinco currelas no va a tener paga extra. Sí, me refiero a los funcionarios. Ese colectivo que siempre hemos considerado privilegiado, que podía gastar un poco más porque su puesto de trabajo no peligraba...

Y que no les pase lo mismo a los pensionistas. Si no este año, el que viene. Millones de nietos sin regalo de reyes.

Las perfumerías, las tiendas de ropa, prevén adelantar las rebajas lo que haga falta. Ellos compran por adelantado y en firme, con unos márgenes no inferiores al 50%. Lo que les da espacio para modular precios. El librero también compra –al menos un porcentaje alto– en firme, pero con un margen mucho menor. Y sin posibilidad de ajustar el precio a la demanda, que para ello hay una ley que todos defendemos como si fueran las tablas de Moisés.

El libro competía hasta ahora con el camión de juguete, con las camisas, con los calcetines, con el frasco de colonia y las cremitas. Mientras estos han rebajado sus expectativas para adaptarse a lo que hay, el libro sigue siendo un chulo playa en el mercado de los regalos, y me temo que no se va a comer una rosca.

Ojalá sirva para que nos demos cuenta de que la ley de precio fijo es como el carril bus, sólo beneficia al que se la salta, y ahora que los libros vienen de Irlanda o de USA, es muy fácil. Para que nos demos cuenta de que el librero no es una ONG, y tiene que comprometerse a quedarse con los libros que adquiere, y para ello tendremos que darle el margen que tienen las corbatas, y las herramientas para deshacerse de ellos. Ojalá sirva para que entendamos de una vez que la distribución es una herramienta, no puede ser un lastre ni un fin en sí misma. Aunque le interese a unos pocos.

Feliz cuesta de enero.

Álvaro Sobrino. Diseñador gráfico, periodista y editor.
Mantiene una columna en la revista VISUAL, con el nombre de Crónicas de Pseudonimma, donde recoge opiniones de otros y las suyas propias acerca de la actualidad del diseño español.